Las empresas pierden $1 millón cada 20 segundos por no aplicar técnicas de Gestión de Proyectos, según PMI

46

El último informe de 2018 del PMI revela que las empresas pierden $1 millón cada 20 segundos por no aplicar técnicas de Gestión de Proyectos. Este es uno de los desafíos a resolver por los programas de formación en gestión de proyectos, con temáticas que cubren las necesidades que requiere un Director de Proyectos para trabajar en un entorno con elevados niveles de complejidad e incertidumbre, como el que viven las empresas, en el mercado actual.

Las organizaciones de todo el mundo derrochan un millón de dolares cada 20 segundos por no aplicar metodologías de Gestión de Proyectos. Esta es la principal conclusión que se extrae del Informe Pulse Of the Profession 2018, un estudio anual que confecciona el Project Management Institute (institución de referencia en el ámbito de la Dirección de Proyectos) y en el que se analiza la salud empresarial asociada al sector. Según esta encuesta global llevada a cabo por el PMI, las organizaciones de todo el mundo desperdician, el equivalente a $2 billones al año, de manera colectiva, debido a la implementación ineficaz de las estrategias comerciales mediante prácticas deficientes de la gestión de proyectos.

Esta realidad pone de relevancia el papel que desempeñan los Directores de Proyectos en el imaginario empresarial y la influencia directa que puede tener su trabajo en la cuenta de resultados de las organizaciones. De esta manera, la profesión de Director de Proyectos, nacida a mediados del siglo XX, ha recobrado en la actualidad más importancia que nunca. Según relata el Doctor Rafael Lostado, Director del Máster Universitario en Project Management de una Universidad Europea.

Un gestor de proyectos adecuadamente formado y con visión sistémica tiene más posibilidades de afrontar con éxito el reto de la “modernidad liquida” que definió Bauman y que trasportado al mundo de la empresa supone trabajar en entornos con elevados niveles de complejidad e incertidumbre.

El Pulse Of the Profession 2018 muestra que, uno de cada tres proyectos, no cumple con sus objetivos; un 43% con el presupuesto y casi la mitad (48%) con el tiempo. En este sentido, el Dr. Lostado, uno de los fundadores de los capítulos del PMI de Madrid y Barcelona y Sponsor del capítulo de Valencia, comenta que estas pérdidas financieras colosales derivadas de la mala gestión de los proyectos y con una importante repercusión macroeconómica, se podrían solucionar con la incorporación a las plantillas de la figura del director de proyectos.

Este perfil profesional cuenta con una visión sistémica del proyecto que pone en el centro al cliente. Esta visión incluye las clásicas habilidades de: capacidad de organización, liderazgo, capacidad de comunicación y de negociación, anticipación a los problemas y conocimientos técnicos del proyecto a ejecutar.

En este contexto en el que el mercado exige resultados inmediatos a los profesionales, la formación de calidad cobra un especial protagonismo. “Los postgrados universitarios de un año, certifican que se ha pasado por un proceso de formación intensivo, asimilando contenidos que forman parte del acervo científico-académico aceptado universalmente”, asegura el Dr. Lostado.

Un posgrado en Gestión de Proyectos incorpora todas la cualidades que se demanda a un Director de Proyectos

Si tienes la oportunidad de tomar un postgrado de éstas características debes hacerlo!.